Como especialistas en la protección contra incendios en Madrid sabemos que una de las mejores maneras de evitar este problema es estar prevenido. La clave de una buena prevención radica en dos factores. El primero es saber cómo debe actuar uno en caso de que se inicie un fuego. El segundo factor es contar con los elementos adecuados para evitar que se produzcan aquellas situaciones más proclives para que haya un incendio. En este sentido hoy queremos dar algunos consejos para aquellos que disponen de chimeneas en casa.

Comenzaremos por hablar de las chimeneas con el frontal abierto. En estas es absolutamente imprescindible contar con un salva chispas, siendo recomendable que esté puesto siempre. Es común que este se retire para que así se distribuya mejor el calor por la habitación. En caso de dejar la fogata sin este elemento de protección será necesario que alguien esté presente en la habitación de la chimenea para poder reaccionar si salta alguna chispa.

En el caso de las chimeneas cerradas o las estufas de leña este tipo de protección contra incendios en Madrid no será necesaria. Eso sí, habrá que contar con un elemento que también es recomendable en las anteriores chimeneas que es una placa de cobre o de otro tipo de material ignífugo junto a la entrada de la chimenea para proteger el suelo en caso de que cayese un tronco ardiendo.

Por último, sea cual sea el tipo de chimenea o estufa debe tenerse siempre junto a ella un extintor. Esta será la única manera de estar verdaderamente protegido ante un problema.

En Detecta PCI encontrarás todo el material necesario para la prevención de incendios.