En nuestra experiencia como empresa especializada en el mantenimiento de extintores en Madrid, podemos constatar la importancia de conocer los distintos tipos de fuego para proceder a un correcto apagado del mismo. En la actualidad existen varias clases de extintores que se utilizan para diferentes incendios en función de los materiales que pueden entrar en combustión.

Los fuegos de clase A son aquellos que se producen en combustibles sólidos como materiales ordinarios como el papel, telas, fibras, gomas o plásticos. Sin embargo los fuegos de clase B son los que surgen en materiales combustibles derivados de los líquidos, hidrocarburos o gases como aceites, grasas, gasolina, ceras, laca, butano, propano o hidrógeno, entre otros.

Como especialistas en el mantenimiento de extintores en Madrid te recordamos que los fuegos de clase C se originan en equipos electrónicos energizados, como por ejemplo los incendios en interruptores, fusibles o aparatos electrodomésticos. En cambios los fuegos de clase D se declaran en metales combustibles como magnesio, titanio, circonio, sodio o potasio. Es muy importante recordar que en este tipo de incendios no se puede arrojar agua porque es posible causar una explosión. En este sentido puedes observar que la elección de los tipos de extintores depende de la actividad que se realice en el lugar que sean colocados y la clase de materiales que pueden entrar en combustión.

En Detecta PCI encontrarás una empresa especializada en la instalación de equipos y sistemas de prevención y extinción de incendios. Nos avala una amplia trayectoria en el sector y te garantizamos un asesoramiento totalmente personalizado.